Con muchísimo trabajo



El día lunes 28 de marzo agarré maletas y me vine a la ciudad de Tuxtla Gutiérrez a trabajar cuanto antes en todos mis pendientes, proyectos, trabajos, cursos, etc...hasta el tope de trabajo sin parar, tanto que he pensado que si me enfermo de algo será de estrés o no sé, pero las cosas se han complicado.

El lunes no viajé solo, vine con Jesús un amigo, colega y ahora hasta director de operaciones de Fisimat, es un amigo que admiro su forma de dialogar, convencer y trabajar muy bien, la ingeniería social sin duda es su fuerte más grande.

A parte de dirigir por fuera a Fisimat, es quien hace convenios y parte docente de los cursos de admisión al ingreso a la universidad.

---

Bueno, sin Jesús lamentablemente no podría hacer nada, tengo mucho trabajo y es quien saca mucho de mis apuros cuando no puedo atender una cosa u otra.

Ese mismo día que viajé, atendí pendientes de clientes, tanto que sigo hasta ahora miércoles batallando en lo mismo, pero ya estoy por terminar algunos, y comenzar otros tantos. Amo mi trabajo pero está empezando a ser muy pesado.

No dudo que pronto contrate a alguien más que me ayude, pero encontrar una persona de confianza es complicado, pues a Jesús lo conocí desde que iba en la secundaria, han pasado más de 9 años que ahora somos mejores amigos.

Por otra parte, me comenta mi madre que están construyendo un pozo en la casa en Tonalá, y eso está bien, ya ha habido mucho sufrimiento por el problema del agua en ese lugar, y eso que es una costa, pero bueno, en fin.... Lo importante que aún tenemos agua para poder sobrevivir en un lugar tan caluroso como lo es Tonalá.

Ahora mismo me encuentro terminando la agencia de Perú de Tours, y Alfagas una empresa de servicios y anuncios de gasolineras en Chiapas.

Sin más, es todo el comunicado...


Entradas más populares de este blog

La primer quincena del mes de Noviembre y relatos

Qué te cuento del 22 de octubre de 2017

Mitad de Agosto y siento la agonía