Iniciando el 2016

Hoy es un día bonito para comenzar a publicar, no solo porque se trata del 2016 sino porque es una nueva etapa en todo, así lo marca nuestro calendario (haciendo un lado del como se creo). Y por ahora quiero relatar lo que hice el 31 de diciembre, y parte de lo que estoy haciendo este día 01 de enero del 2016.



Ayer dispuse ir a ver a mi novia para celebrar el 31, pero ocurrió un problema, el carro donde me pasaría a traer se quedó sin gasolina a medio trayecto, así que tuve que caminar hacía ella para poder ir a la gasolinería y cargar... No tomé taxis porque a esa hora no había, todos ocupados, había un concierto de los ángeles azules en el parque central por lo cual el tráfico y la demanda de las unidades estaban solicitadas.

Al fin, llegué, recargamos, y ahora el detalle es que necesitaba dinero porque no tenía para cooperar una charola que invité en donde íbamos a pasar el año, por lo cual tuve que retirar en algún cajero de la ciudad, para entonces ya no había mucha gente (el trayecto para recargar gasolina fue largo). 

Después llegamos a la casa de doña Pilar, la tía de mi novia, ahí pasamos una agradable madrugada del primero de enero en familia, para darle la bienvenida al nuevo año, me la pasé bien a excepción de que me moría de sueño.... finalmente terminó allí.

Me vino a dejar mi novia a la casa, y decidí dormir (me esperaba Dexter en casa), una vez estando en casa, estoy aquí a las 12:00 p.m del día, redactando el primer post de enero... 

Hace un año me ocurrió esto:  Recordando y no superado en su totalidad 


Entradas más populares de este blog

La primer quincena del mes de Noviembre y relatos

Qué te cuento del 22 de octubre de 2017

Mitad de Agosto y siento la agonía